• Asier Gorostieta Montero

Qué es el bono social y cómo solicitarlo

Actualizado: 15 de dic de 2020

El bono social es un importante descuento en la factura de la luz con el que el Gobierno pretende proteger a las familias más vulnerables


La pandemia ha dejado en situación de vulnerabilidad e incluso de exclusión social a muchas familias cuyos ingresos se han visto reducidos notablemente a causa del confinamiento. Por ello, el Gobierno ha ampliado los supuestos en los que se puede optar al bono social eléctrico a fin de proteger a aquellas familias que tengan dificultades para pagar la factura de la luz.


Las características generales del bono son las siguientes:

  • Un 25% de descuento para los consumidores vulnerables que cumplan los requisitos establecidos.

  • Un 40% de descuento para los consumidores vulnerables severos que cumplan los requisitos establecidos.

  • Si, además, se es un consumidor en riesgo de exclusión social, porque se está siendo atentado por los servicios sociales de una administración autonómica o local que paguen al menos el 50% de la factura, no se tendrá que hacer frente a la factura eléctrica y, en caso de imposibilidad temporal para hacer frente al pago, no se podrá interrumpir el suministro eléctrico.



Ahora bien, el Covid-19 ha creado nuevos beneficiarios, por lo que serán considerados consumidores vulnerables y podrán acceder a un 25% de descuento en su factura eléctrica:

  • Los trabajadores autónomos que hayan cesado su actividad a causa del Covid-19 que cumplan los requisitos establecidos.

  • Los trabajadores autónomos que, a causa del Covid-19, hayan visto disminuir su facturación un 75% con respecto al semestre anterior que cumplan los requisitos establecidos.

En cuanto a los requisitos para solicitarlo, existen dos principales: tener contratado el precio voluntario para el pequeño consumidor (PVPC) y cumplir con los requisitos personales, familiares y de renta establecidos para cada supuesto. El PVPC es el contrato eléctrico establecido por el Gobierno en el que lo pagado por la electricidad consumida es directamente el precio de la energía que resulta del mercado, más impuestos y peajes, sin incluir otros productos o servicios adicionales.


Asimismo, se debe cumplir con alguno de los siguientes requisitos personales, familiares y de renta en función de cada supuesto:

  • Para ser consumidor vulnerable (25% de descuento):

  • Que su renta o la renta conjunta anual de la unidad familiar a la que pertenezca sea igual o inferior a 1,5 veces el indicador público de renta de efectos múltiples (IPREM) de 14 pagas (7.520€), si no hay ningún menor en la unidad familiar (11.279€); a 2 veces el IPREM de 14 pagas, si hay un menor en la unidad familiar (15.039€); y a 2,5 veces el IPREM de 14 pagas, si hay dos menores en la unidad familiar (18.799€).

  • Que se esté en posesión del título de familia numerosa.

  • Que el consumidor o todos los miembros que tienen ingresos en la unidad familiar sean pensionistas del Sistema de Seguridad Social (jubilación o incapacidad permanente), percibiendo por ello la cuantía mínima vigente en cada momento, para dichas clases de pensión, y no percibir otros ingresos cuya cuantía agregada anual supere los 500€.

  • Para ser consumidor vulnerable severo (40% de descuento):

  • Percibir una renta anual inferior al 50% de los umbrales establecidos para ser considerado consumidor vulnerable, incluyendo, en su caso, el incremento previsto para los casos en los que concurran las ‘circunstancias especiales’.

  • Si es una familia numerosa, la unidad familiar debe percibir una renta anual igual o inferior a 2 veces el IPREM de 14 pagas (15.039€).

  • Si el consumidor o todos los miembros que tienen ingresos en la unidad familiar perciben pensión mínima, y no perciben otros ingresos cuya cuantía agregada anual supere los 500 euros, el consumidor o la unidad familiar a la que pertenezca debe percibir una renta anual igual o inferior a 1 vez el IPREM de 24 pagas (7.520€).

  • Para ser consumidor en riesgo de exclusión social:

  • Para ser considerado consumidor en riesgo de exclusión social, el titular del contrato debe cumplir con los requisitos para ser considerado vulnerable severo y, además, ser atendido por los servicios sociales de una Administración Pública (autonómica o local) que financien al menos el 50% del importe de su factura a PVPC. En caso de imposibilidad temporal para hacer frente al pago, no se podrá interrumpir el suministro eléctrico.

  • Para ser consumidor vulnerable a causa del Covid-19 (25% de descuento):

  • Para estos 2 casos, el consumidor o la unidad familiar a la que pertenezca debe percibir una renta anual igual o inferior a 2,5 veces el IPREM de 14 pagas, si no hay ningún menor en la unidad familiar (18.799€); a 3 veces el IPREM de 14 pagas, si hay un menor en la unidad familiar (22.559€); a 3,5 veces el IPREM de 14 pagas, si hay dos menores en la unidad familiar (26.318€).

Circunstancias especiales


Si se reúne una o algunas de las circunstancias especiales previstas, los límites establecidos se incrementan en 0,5 veces el IPREM de 14 pagas (3.760€). Estas son que el consumidor o alguno de los miembros de la unidad familiar tenga discapacidad reconocida igual o superior al 33%, que acredite la situación de violencia de género, que tenga la condición de víctima del terrorismo, que se encuentre en situación de dependencia reconocida de grado II o III, o que el consumidor acredite que la unidad familiar está integrada por un único progenitor y, al menos, un menor (familias monoparentales).

6 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo